"Ser cosmopolita no significa ser indiferente a un país y ser sensible a otros. Significa la generosa ambición de ser sensibles a todos los países y todas las épocas. El deseo de eternidad, el deseo de ser muchos" JORGE LUIS BORGES

13 de junio de 2007

HEYDI PRICE - UNA SAGA PATAGONICA

Les voy a contar la historia de Heydi Price, quien naciera en una granja en la zona del lago Meliquina, en San Martin de los Andes, provincia del Neuquen, Patagonia Argentina. Y no es una historia mas, es la historia de una epoca y un lugar, donde la palabra "pioneros" alcanza un valor significativo y realza su cualidad. Cuando nos imaginamos como era vivir en las montañas del sur durante las primeras decadas del siglo XX. Parece ser que nuestra protagonista, Heydi, nacio en 1931 en una famila que hasta entonces se componia de cinco niñas y dos varones y luego de Heydi nacerian dos niños mas. Que con el tiempo se convertirian en sus amigos de andanzas y corridas por lo valles del lago Meliquina y San Martin de los Andes. Este maginifico pueblo cordillerano, fundado en 1898 por un general de la epoca, y como todos de su tiempo y circunstancias, fue creado como avanzada contra los pueblos autoctonos. En este caso el Mapuche ( gente de la tierra en su lengua) y como avanzada contra el vecino pais de Chile, que en la epoca, y hasta varias decadas posteriores seria el unico medio de comunicacion que tenian los primeros pobladores con el mundo externo. Era una epoca cuando los inviernos eran realmente inviernos y donde los pioneros, llegados de paises europeos, muchos de ellos escapando de la primera guerra mundial y algunos pocos como aventureros, se atrevian a desafiar las inclemencias del tiempo y ponian verdadero empeño en realizar sus sueños y establecer sus familias. Heydi proviene de una de estas familas, mezcla de irlandeses y criollos chilenos, que atravesaron mares y luego cordilleras para llegar al actual territorio del Parque Nacional Lanin. / Precisamente, este Parque como organismo fue fundado en 1937, siendo sus tierras en tiempos anteriores (como en muchos otras partes del pais que todavia estaba organizandose juridico y politicamente) explotadas por familias en forma de granjas. / Donde su actividad principal consistia en una pequeña hacienda de ganado, huertas y frutales para el consumo propio. La vida de campo resultaba idilica y hasta tal vez inocente, pero no por ello conllevaba cierto riesgo y mucha, pero mucha dureza al tratar con una naturaleza en su grado mas salvaje, en su expresion mas autentica. / Pero estos colonos, mestizos de criollos y europeos sabian como domarla y sabian como utilizar sus recursos, y esto era lo que los niños aprendian primero y se transmitian de generacion en generacion. / Heydi y sus hermanas y hermanos, en esa epoca y ese lugar, realizaban las mismas tareas, ya que las mujeres de la familia tambien debian ser fuertes y aguerridas y creanme, todas las hermanas Price lo eran. Nuestra amiga amaba el campo, sus majestuosas montañas patagonicas, sus bosques, los caballos y su vaca personal llamada "Muñeca", a quien gustaba atender conciente de todos los beneficios que ella le otorgaba: quesillos en forma de animales para cada uno, dulce de leche hasta quedar exhaustos y la fresca y espumosa leche mañanera, para ese desayuno que tanto necesitaban al encarar las tareas diarias. / Y sobre todo, para darles la energia que necesitaban los pequeños de la casa para salir a jugar, al monte, subidos a los arboles de frutales. Donde las pequeñas manzanas silvestres eran su manjar favorito, siempre acompañadas de un puñado de sal, pues asi sabian sabrosas. / Su madre, doña Carmen Lagos, era una verdadera matriarca, como las de antes, esas mujeres fuertes que parian uno tras otro sus vastagos, a veces en la forma mas rudimentaria, al estilo aborigen. Es decir arrodillas frente a su telar y otras veces atendidas por vecinas comadronas, que sabian llevar adelante su hogar, inclusive en los periodos de largas ausencias de sus maridos. / Ausencias que sabia paliar con largos relatos, leyendas antiquisimas, pero sobre todo con la transmision de la todavia mas antiquisima sabiduria hogareña del amasado del pan y posterior cocimiento en hornos de barro, las riquisimas tortas y masitas caseras, dulces de todo lo que les proveia la region ( cerezos, manzanas, ciruelas, grosellas, etc. ) guisantes que ayudaban en los crudos inviernos ( y que a todos sus niños otorgaba un tono rojizo en sus mejillas, simbolo de la mas pura y fuerte salubridad que gozaban). La confeccion de ropa para nada rudimentaria, y tambien en la defensa del hogar en los numerosos casos en los que animales salvajes, muy comunes en esa epoca, solian amedrentarlos. / En efecto, Heydi siempre contaba la historia de cuando un jabali, el temido cerdo salvaje, se les aparecio en el medio del huerto y tuvieron que subir todos al techo de su hogar a buscar refugio, y uno de sus hermanos, una vez que todos estuvieron a resguardo, subio tambien la escalera " para que al desgraciado no se le ocurriera perseguirlos hasta alli arriba". / O la vez aquella, cuando tambien en plena tarea horticola, se les aparecio un inmenso puma, el "leon americano" y su madre lo corrio con un palo y arrincono cuando el animal encontro refugio en un arbol, hasta que su marido fuera a la casa a buscar el rifle y poder matarlo. / Y asi fueron transcurriendo años de mucha felicidad, entre aventuras con sus hermanos Manuel y sobre todo con Little Ann, cercanos a ella en edad y siempre dispuestos a acompañarla en sus divertimentos cotidianos. / Como la numerosa familia fue creciendo y coincidiendo con la expropiacion de sus tierras sin papeles, por parte del recien creado Parque Nacional Lanin, don Adolfo, el patriarca, decide trasladar su familia al "pueblo", todo un acontecimiento para la epoca. / Heydi y sus hermanos pequeños comienzan a estudiar, en esa epoca era solo hasta el 6 grado del primario, en la escuela numero 5, que actualmente persiste. Sus hermanas mayores ya eran todas grandes y trabajaban en diferentes oficios o se iban casando. / En esa epoca habia que ayudar en la economia familiar, ya que vivir en el pueblo, no era lo mismo que hacerlo en el campo y las necesidades aumentaban. A medida que crecian salian al mercado laboral, en lo que fuera, ya que San Martin de los Andes era solo un caserio, un puñado de pioneros, alemanes, franceses, italianos, sirios y españoles. Una de estas familias recien llegadas, de origen frances, establecio un almacen de Ramos Generales, todo un acontecimiento y todo un lugar que concentraba las necesidades de los pobladores locales. De adolescente Heidy y sus hermanos menores entrabaron amistad con las hijas de esta familia, se divertian juntos, y las niñas enseñaban a sus nuevos amigos la lengua gala y estos a su vez la española, fue natural entonces que terminaran trabajando para ellos en su establecimiento. Tarea que Heydi adoraba, ya que podia paliar su gran curiosidad y congeniar con sus vecinos, asi fue aprendiendo diferentes idiomas, ya que los pedidos, que Manuelito entregaba en bicicleta, se hacian en aleman, italiano, frances ... habia que conocer el significado de los productos esenciales, y en esa epoca, que se contaba con tiempo para enseñar, para conversar con los vecinos y la solidaridad se ejercia como derecho adquirido, todos se conocian de forma personal. /
Pero habia una actividad que ellos disfrutaban mas, y era el esqui, una actividad traida al pueblo por inmigrantes austriacos y alemanes, que al principio prestaban sus rudimentarios esquies y trineos y deporte donde los hermanos Price se destacaban con suma naturalidad. / Uno de estos pioneros, don Frederic Graeff, comenzo a conducirlos a un cerro que los nativos denominaban "Chapelco". Iban a caballo y al principio regresaban en el dia, hasta que don Graeff se le ocurrio crear el primer refugio para poder quedarse unos dias mas y practicar su deporte favorito. / Eran una auntentica pandilla de amigos, y las chicas iban a la par de los muchachos, acostumbradas desde siempre a acompañar a sus tres hermanos varones. / A su vez San Martin de los Andes no dejaba de crecer, apuntalado por numerosos pobladores que supieron desde siempre, el significado de las palabras solidaridad y organizacion. A Don Rodolf Kossler, el medico aleman que desde alrededor de 1920 se convertiria en "el Machi de Lanin" como bien posteriormente contaria su infatigable esposa Bertha. Es decir el medico/curandero de toda la comunidad, que no discriminaba a los nativos de los huincas y que con una abnegada labor solia recorrer la zona, se le unio don Ernesto Luis Nuñez, el primer medico civil argentino, en 1932. / La primera actividad importante que tuvo el pueblo, la de la industria maderera, fue dando lugar a otra industria que se convertiria en el principal sosten para las generaciones futuras: el turismo, que comenzara a organizarse a partir de la creacion del PNL y la posterior construccion de su edificio, de auntentico estilo "montañes" levantado con materiales autoctonos. / En 1956 Heydi participa en la fundacion del Club Andino San Martin de los Andes, una iniciativa de don Barney Dickinson, y junto a su hermana Little Ann participan en desfiles locales en fechas patrias y en diferentes campeonatos de esqui, antecesores de los actuales que se realizan en el Cerro Chapelco. Tambien se crea un destacamento de la reciente fundada Gendarmeria Nacional, policia de fronteras, siendo el primer arribo de contingentes de gendarmes en 1942, destinados al Escuadron 33 "San Martin de los Andes". / Heydi ya era una señorita mayor, simpatica y guapa que trabajaba en ese momento como conserje en la hosteria Nonthue del pequeño puerto y paso fronterizo Hua Hum, construida en 1930 por Doña Rosa y Don Isbrand van Dorsser. Siendo una hija de este matrimonio, Cora, muy amiga de Heydi y su hermana Little Ann. / Estas jovenes sanmartinianas comenzaban a mirar con simpatia y hasta llegaron a flirtear con algunos de los gendarmes que se apostaban en la Hosteria Nonthue. Fue en esa epoca que Heydi conoce a un muy, tal vez el mas apuesto de estos militares, llegado de las remotas y lejanas tierras del norte argentino, el indomito Chaco. / Tuvieron una relacion atipica, ya que Ceverino, tal el nombre del muchacho, debia partir en contingentes a cubrir diferentes tareas por todo el pais. Uno de esos años de noviazgo, solo llegaron a verse una vez, pero Heydi compensaba la ausencia de su amado, enviandole numerosas y apasionadas tarjetas postales, escritas en forma cifrada y con los terminos mas afectuosos que su corazon podia encontrar. / Se casaron en 1961, en la vecina y aun mas pequeña localidad de Alumine, donde Ceverino habia sido destinado. Muy pronto, demasiado decian las vecinas comadronas, llegaria el primer vastago y dos años despues naceria una niña que llamarian Viviana. / Pero el nacimiento y tragico fallecimiento de esta niña, en circunstancias nunca aclaradas (ya que falleceria en el Hospital de Junin de los Andes a pocas horas de nacer, cuando Ceverino se encontraba en las montañas cerca de la region de Ruca Choroy y Heydi completamente sola y desvastada), causaria estrasgos emocionales en la sentimental mujer. Nunca mas hablaron de la niña y de los hechos ocurridos aquel fatidico dia que tan tristemente marcarian a la protagonista de nuestra historia.
/ Efectivamente, tuvieron dos hijos mas y se trasladaron por varias ciudades del pais. Pero Heydi en lo mas profundo de su corazon guardaba el dolor por su niña perdida, por no haber podido amamantar aquel tesoro, aquella niña que anhelaba se convertiria en sus ojos. / Tuvo suficiente fuerza para criar con amor y alegria a sus hijos, compartio con ellos el pan fresco y caliente que habia alimentado sus mañanas en la granja paterna, compartio con ellos el aroma a dulce casero cosiendose en las antiguas y nobles "cocinas de campo" y compartio con ellos anecdotas y tardes de fogon recordando sus andanzas junto a sus queridos hermanos. /
Pero una mañana triste su mente dijo basta ya, hasta aqui soportaria el dolor de la perdida de su niña, de su angel, y el que sentia por la perdida de su hermano Manuel. Quien tuviera una vida tragica y solitaria, una vida donde pudo convertirse en un gran baqueano de sus montañas, aquellas que conocia palmo a palmo, y donde llegaria a ser un conocido guia de pesca y caza mayor. Pero a quien el alcohol, tan comun en estas regiones duras y salvajes y las ansias de olvidar su tragico destino pudo mas que tantas historias compartidas. / Han pasado muchos años y Heydi cada tanto tiene momentos de lucidez, aun se rie con sus nietos. Pero ha preferido evadirse de este mundo y entrar en el propio, aquel donde tal vez podra comunicarse con su niña, aquel donde tal vez logre arrullarla, como no pudo hacerlo jamas. / Gustavo S. / ERA EN ABRIL Sabes, hermano, lo triste que estoy, se me ha hecho vuelo de trinos y sangre la voz /Se me ha hecho pedazos mi sueño mejor, se ha muerto mi niño, mi niño, mi niño, Mi niño, hermano. / No pudo llenarse la boca de voz, apenas vacío el vientre de mi dulce amor/ Enorme y azul la vida se le dio, no pudo tomarla, no pudo tomarla, de tan pequeño. /Yo le había hecho una blanca canción del amor entre una nube y un pez volador /Lo soñé corriendo abrigado en sudor, las mejillas llenas, las mejillas llenas, de sol y dulzón. /Era en abril el ritmo tibio de mi chiquito que danzaba dentro del vientre un prado en flor /Era su lecho y el ombligo y el ombligo, el ombligo el sol. /No busques, hermano, el camino mejor que ya tengo el alma muda de pedirle a Dios /Que hacemos ahora mi dulzura y yo con los pechos llenos, con los pechos llenos de leche y dolor. /Estamos pensando, sería mejor, el marchar los tres, el marchar los tres que quedarnos dos... (Jorge Fandermole )

3 comentarios:

estejulioesuno dijo...

Conmovedora historia. Gracias a un premio obtenido en un concurso literario tuve la fortuna de conocer San Martín de los Andes en Setiembre de este año y ya soy un enamorado de ese pueblo, su gente y sus paisajes. Llegué hasta aquí buscando información sobre ese libro que mencionás sobre el médico pionero y su esposa enfermera. Gracias.

Gusta dijo...

Julio, bienvenido al blog de este argentino anclao' en Paris y gracias por tu comentario.

Te imaginaras es una historia muy cercana a mi (mi madre) y bueno, esa zona siempre cuento, es una de las maravillas del mundo entero!

Y hay tantas historias de pioneros en nuestra argentina, ojala algun dia alguien recopile mas, para poder transmitirlas ...

Te espero siempre por aqui ...

Un abrazo desde Paris!

jorgebessuejouls dijo...

Como te dije, la historia resultó muy interesante, como la de muchos pioneros de la Patagonia, algún día se reconocrá popularmente la acción de los verdaderos pioneros, no los que compran hectáreas y hectáreas.--