"Ser cosmopolita no significa ser indiferente a un país y ser sensible a otros. Significa la generosa ambición de ser sensibles a todos los países y todas las épocas. El deseo de eternidad, el deseo de ser muchos" JORGE LUIS BORGES

1 de junio de 2007

MANIFIESTO SOBRE LA ESPIRITUALIDAD

Siempre me gusto preguntar sobre el sentido de la vida, sobre el sentido del ser y sobre el fin ultimo de nuestras acciones y/o pensamientos. Con el transcurrir de los años fui buscando respuestas mas abarcadoras y complejas, hasta que aprendi que el solo hecho de cuestionarmelo, ya habia comenzado a encontrar la respuesta a todas mis inquietudes. Busque, y busque, y la vida me fue poniendo delante situaciones y personas que, maravillosamente, fueron otorgandome paso a paso, respuestas a muchas de esas inquietudes. / Hasta que di con la persona indicada, que me enseño, entre muchas otras cosas interesantes, que debia buscar la respuesta muy dentro de mi alma y me enseño tambien sobre el valor de creer en nuestros sueños y me otorgo "la llave", la llave indicada para abrir mi corazon y mi alma, y dejar entrar en ellos, todo lo mejor que el Universo me tenia reservado ... y nunca mas me detuve. Estas situaciones provocaron en mi muchos cambios vertiginosos, y encuentros misticos, lo mejor fue que todo me ocurrio en un tiempo relativamente corto, y en una de las ciudades mas increibles del planeta. Una ciudad que todos soñamos de diferentes maneras, donde tal vez ni te imagines que ahi puede estar ocurriendo todo esto, pero si, New York City es pura magia, pura energia que te envuelve y donde nunca te permite, si te lo permites, salir de ella de la misma manera que entraste. Esto ocurrio hace unos años y en otro momento les contare al respecto ... Pero para mi, New York es un ciudad de angeles, y uno especial, llamado Samuel, si vas todavia lo puedes encontrar por alli. /

"Las verdaderas respuestas saldran del fuego de la experiencia. El Viaje del alma esta guardado por una pasion interna que pide su plena realizacion. La busqueda interior se convierte en deshacer nuestras ataduras, que no se liberan todas a la vez, porque no son todas iguales. / Es perfectamente normal llegar a profundas decepciones sobre uno mismo y sentirse aun avergonzado o culpable como un niño por determinadas cosas. Una vez que hemos encendido la llama de la verdad, ya no se apaga nunca. Una vez que hemos asumido la autoria de nuestra propia vida, no se ponen nunca en duda los resultados y, sea lo que sea lo que nos sucede,cada acontecimiento tiene un lugar y un sentido y nos damos cuenta que nuestro viaje espiritual adquiere sentido hasta en el menor de los detalles. Con esto no queremos decir que el ego se despierta cada mañana, y nos arregle el dia,-porque los acontecimientos aun se producen de forma impredecible-, sino que, en el momento que estos se producen, nos damos cuenta que estamos en disposicion de enfrentarnos a ellos. De esta forma, no puede surgir nada que que no encuentre una respuesta en nuestro interior , y la aventura consiste en descubrir las soluciones creativas que mas nos atraigan, y como un autor que en cada pagina puede verter el mundo que el eliga, adquirimos una autoria basada en nuestras propias inclinaciones, sin ayuda externas y sin segundas opiniones. / Estar alerta a las pequeñas señales es una parte importante de la evolucion espiritual, porque Dios habla siempre en silencio, aunque algunas veces el silencio hace mas ruido que otras. / Una persona que alcance una gran intimidad con Dios, puede optar por obtener resultados muy limitados pero, sin importar lo que se consiga, existe un sentimiento constante de ser bendecido, y esto es el objeto de todo deseo, no las apariencias externas. Cualquier cosa que podamos imaginarnos es el producto de mi experiencia hasta ese momento, y este es el mas infimo de los fragmentos de lo que podemos saber. / Tal y como Vasishta mismo escribio: "Hay mundos infinitos que van y vienen en el vasto expandir de la conciencia como notas de polvo danzando en un rayo de luz" / Por una vez mi mente, salto la valla de la vida cotidiana y aterrizo en un lugar agradable, donde no es necesario esfuerzo alguno. Abri la puerta del lado de la eternidad y ahora puedo apreciar las palabras de Rumi: "Cuando yo muera me elevare con angeles y cuando muera para los angeles no puedo imaginanrme que sera de mi" A eso de volver a levantarse, de fracasar y volver a comenzar, de seguir un camino y tener que torcerlo, de encontrar el dolor y tener que afrontarlo, a eso, no lo llames adversidad, llamale sabiduria." (*) (*) Conocer a Dios / Deepak Chopra

No hay comentarios.: