"Ser cosmopolita no significa ser indiferente a un país y ser sensible a otros. Significa la generosa ambición de ser sensibles a todos los países y todas las épocas. El deseo de eternidad, el deseo de ser muchos" JORGE LUIS BORGES

22 de mayo de 2008

Paris huele a choripan !

Si me preguntaran a que huele Paris hoy ? les tendria que responder a "choripan", y no lo digo en forma despectiva, es el olor que realmente he vuelto a percibir, cuando pense que aqui, en la alguna vez fastuosa ciudad, jamas ibamos a compartir parte del folklore "huelguista" argentino.
Pero una vez mas, como escribiera antes en "Cuando Francia plagia a la Argentina", referido a las huelgas que habian sacudido al pais en el 2007, este año tambien Francia esta paralizandose seguido, y en lo que va de hoy a una semana atras, hubieron nada menos que tres huelgas casi sucesivas.

La huelga de hoy jueves 22 de mayo fue masiva en cuanto a la gente que concurrio a la marcha central, que como siempre se lleva a cabo en el boulevard Beaumarchais entre Bastille y Republique, pero parece que no se sintio tanto en cuanto a los medios de transporte y las escuelas. Se puede ver, al menos aqui en Paris, que el folklore es muy parecido al de las huelgas en Argentina, exceptuando los famosos bombos que hicieramos populares hace unas decadas. He estado pensando seriamente en importar el sistema, seria muy bueno para alegrar el ambiente aqui y otorgar otro motivo de orgullo a los argentinos. Claro, una vez mas nos sentiriamos mas cercanos a nuestros hermanos franceses. ( En realidad aqui se llaman " saucisson de toulouse" y dejenme decirles: muy bueno! claro, en la calle y con el pueblo todo tiene otro sabor. Segun lo publicado, como siempre por el excelente diario El Pais de España, al respecto:
Huelga a medias en Francia

La huelga de transporte convocada para hoy no logra paralizar el país como en anteriores oportunidades.-
Miles de personas protestan en las calles de Francia por la reforma de pensiones que adelanta Sarkozy ELPAIS.com / AGENCIAS - Madrid / París - 22/05/2008
Los sindicatos de trabajadores franceses han salido hoy a las calles, para protestar contra los planes del presidente Nicolás Sarkozy de estirar los plazos para obtener la jubilación. Más de 700.000 personas, según el sindicato Confederación General del Trabajo (CGT) y 296.000 según la policía, se han manifestado hoy en más de 100 ciudades en defensa de las pensiones y en contra del plan gubernamental de alargar un año, hasta 41 años, el período de cotización para tener derecho a una pensión completa. "Ha sido un éxito indiscutible", según la CGT, a pesar de que no llegó a alcanzar la meta de millón y medio de manifestantes convocados en todo el país y de que la paralización en el transporte fue limitada. La huelga de hoy contrasta con la realizada en noviembre pasado, cuando los transportistas paralizaron durante nueve días el país, también por el tema de pensiones, aunque eventualmente, el Gobierno ganó esa batalla. "Movilicémonos por la defensa de la pensión solidaria", rezaba la pancarta de las protestas de París, que ha congregado a entre 70.000 y 28.000 personas, según las respectivas cifras sindicales y policiales, encabezado por los líderes de las principales centrales sindicales en esta jornada de acción unitaria de manifestaciones y huelgas.

"No al servicio mínimo social", "no a pensiones que se juegan en Bolsa", "Sarko KO" o "Un año de Sarko, un año en la m...", proclamaban gráficamente algunas de las pancartas. Sin embargo y contrariamente a otras ocasiones, el impacto de los paros laborales convocados en el transporte público fue limitado. Es revelador que el líder de Fuerza Obrera (FO), Jean-Claude Mailly, dijera que el éxito de la movilización debía medirse por la afluencia de manifestantes y no por el porcentaje de huelguistas (un 25%en los ferrocarriles, o un 8% en la administración). Las protestas, que se sumaron a la que realizaron la semana pasada miles de profesores, se producen cuando Sarkozy, acaba de cumplir un año en el Elíseo y se declara resuelto a proseguir con las reformas, pese a los descontentos y a una popularidad que apenas supera el 35% en los sondeos, mientras las aguas andan revueltas en su mayoría conservadora en el Parlamento. Aunque los últimos sondeos muestran que entre un 58 y un 60% de los franceses se declaraba favorable a la movilización de hoy, otros indican que la mayoría se ha resignado a la idea de tener que cotizar más años, dado el aumento de la esperanza de vida. Junto a la protesta por la reforma de pensiones, Sarkozy enfrenta también desafíos de otros sectores, con una huelga de trabajadores portuarios por planes para privatizar parte del sector. Además, los pescadores han interrumpido el tránsito portuario en su lucha contra el alza de los costes del petróleo. Sarkozy, firme pese a su baja popularidad Sarkozy, entretanto, se mantiene firme en su política con el argumento de que las polémicas reformas que plantea cuentan con el respaldo de una mayoría de franceses. Por ello, ha reiterado que no retirará el proyecto bajo ningún concepto. El presidente defiende que las reformas son necesarias para que la alicaída economía francesa recupere la vitalidad. El Gobierno y los sindicatos saben que aumentar un año el período de cotización no resolverá por sí solo la financiación de las pensiones que pasará de 15.100 millones de euros en 2015 a 47.100 millones en 2030 y a 68.800 millones en 2050, según las previsiones. Para reducir el déficit del régimen general de pensiones, se podrían subir las cotizaciones, elevar la edad legal de la jubilación (que es de 60 años, más bajo que en otros muchos países europeos) o recortar el nivel de las pensiones. El entusiasmo de Sarkozy choca con los índices de popularidad, en caída de libre, que publican cada poco los medios franceses. Según estos sondeos, el mandatario conservador obtiene la peor nota de todos los presidentes que ha tenido en su ya larga historia la V República Francesa.
Protestas de los pescadores

A la jornada de protestas en Francia se han unido también los pescadores y trabajadores marinos, que han retomado las acciones para mostrar su disconformidad con el encarecimiento del gasoil. Los trabajadores han bloqueado diversos depósitos petrolíferos al sur del país como muestra del rechazo a las ayudas propuestas ayer por el ministro de Pesca, Michel Barnier. El Ministerio ha propuesto una inyección económica de 110 millones de euros hasta final de año, una cantidad que los sindicatos juzgan insuficiente para conseguir su objetivo de bajar el precio del litro de gasoil desde los 75 céntimos actuales hasta 40 céntimos de euro.

1 comentario:

Mordi dijo...

"litro de gasoil desde los 75 céntimos actuales". En donde conseguis gasoil a este precio en Francia? Un litro de gasoil cuesta euro 1,49!

El precio subio enormemente en la ùltima semana porque hay un lockout de maoristas de combustibles.
Ayer estaba el gasoil 1,49 y la nafta de 95 octanos 1,51.

A los empresarios dedicados a la gran distribucion de combustibles solo Les falta salir a cortar las rutas con la consigna "todos somos petroleros". Asi serian aùn màs parecidos a los capitalistas agrarios argentinos.