"Ser cosmopolita no significa ser indiferente a un país y ser sensible a otros. Significa la generosa ambición de ser sensibles a todos los países y todas las épocas. El deseo de eternidad, el deseo de ser muchos" JORGE LUIS BORGES

21 de enero de 2011

Berchtesgadener Land, una región soñada


-Qué haces Luis?

-Soñar.
-Pero… ¿qué aún estás durmiendo?
-No, estoy bien despierto.
-¿Y donde estás?
-En la cumbre de una montaña. Es el único lugar donde puedo soñar estando despierto.
-No entiendo lo que me dices.
-Es muy fácil. Pero para llegar a este momento se necesita haber hecho de tu vida una continua ascensión.
-Sigo sin entenderte.
-Te lo digo. Únicamente hay que “reconocer la altitud”, la voz de la naturaleza, sus sentimientos, sus miedos ante algunas personas, sus quejas, sus lágrimas… Y cuando sintamos su cariñoso abrazo, la amaremos, la respetaremos… No alteraremos su inmaculado silencio, su territorio, y nuestras ascensiones serán felices, porque el noble espíritu de la montaña, su mítica aureola, su magnetismo, nos habrá engrandecido. Y, entonces… ¡soñaremos!
Ahora te entiendo." / Luis Gispert  'Un soñador por las cumbres'





Desde que descubrí ésta hermosa región de Baviera (Alemania), no he podido olvidar la primera impresión que tuve al comenzar nuestro recorrido por el Berchtesgadener Land: simplemente espectacular!
Me atrevería a decir que ésta es una de las regiones más bellas que he visitado en mi vida. Siempre me han impactado y maravillado los paisajes de montaña, los grandes picos nevados, los valles encantados. Pero aquí, pareciera que una mano hubiera cincelado cada rincón del Berchtesgadener Land, como si un aliento divino hubiera puesto en funciones una sinfonía de paisajes únicos, preciosos, desbordantes de colores, matizados con hermosos pueblos medievales, castillos, abadías, monasterios, donde las tradiciones germanas se suceden a través de generaciones, como si todos confabularan para que aquella magia no se perdiera.
Claro, cada estación del año se encuentra muy bien representada, personalmente lo he vivenciado en invierno, la última semana de diciembre pasado. Algunas de ésas impresiones es lo que trataré de plasmarles a continuación:


Berchtesgadener Land es una atractiva comarca que se encuentra ubicada entre las potentes cumbres de Watzmann y el lago de Abtsdorf, en la Región de Alta Baviera, a las puertas de Salzburgo y cerca de Münich.
Lo que podríamos definir muy bien, es que Berchtesgadener Land es un festival de la naturaleza, que ofrece espectaculares lagos, picos montañosos, valles, rios, y algunos de los pueblos más bellos de Alemania.




Claro, la turbulenta historia de la región, desde los primeros asentamientos prehistóricos, pasando por la regencia de varios príncipes, luego el sometimiento al reino de Baviera hasta atravesar el siglo XX de manera tumultuosa (aquí, en ésta increíble región, tuvo una de sus residencias un tal Adolf Hitler y su famoso 'Nido de Águila' es posible visitar, hoy reconvertido en 'Casa de Té', cuyas ganancias son destinadas a obras de caridad).
Descubriremos numerosos complejos termales (spa o 'bad' en su término alemán), algo que diera fama a la región desde que los romanos tomaran la costumbre de disfrutar de sus beneficios terapeúticos, y hoy, dos mil años después, sigue siendo uno de los quehaceres más importantes, atrayendo a miles de personas en búsqueda de éstas aguas milagrosas. De hecho, Berchtesgadener Land es considerada como una región de 'climatoterapia', muy interesante!

Otro importante recurso natural que diera fama a la región son las 'minas de sal', descubiertas y explotadas desde hace miles de años. Son varias las minas que siguen operando y algunas de ellas han abierto sus puertas a los viajeros en búsqueda de sensaciones fuertes (suelen ser subterráneas) y/o deseosos de conocer la historia de éste recurso tan importante que diera nombre a una de las ciudades más bellas de los alrededores: Salzburgo (literalmente 'el pueblo de sal').
Caminar, escalar, pasear, jugar al golf, practicar marcha nórdica, ciclismo, trekking, rafting, mountain bike, son algunas de las actividades que podremos realizar en cualquier época del año. En el Parque Nacional de Berchtesgadener se organizan relajantes excursiones temáticas, por ejemplo para observar águilas o marmotas. Además, con el ferrocarril de montaña podremos llegar hasta las estaciones de esquí Jenner, Predigtstuhl, Obersalzberg o Hirscheck.







Los deportes de invierno tienen una larga tradición en Berchtesgadener Land: esquiar, snowboard, paseos con raquetas, excursiones esquiando, nordic cruising, esquí de fondo, patinaje, trineo y 'skibobbing'. O si preferimos algo más tranquilo, podremos desplazarnos en trineo de caballos, en raquetas o simplemente paseando entre la nieve en polvo.
Nosotros por ejemplo, y luego de consultar en cualquier oficina de turismo local (en todas nos atendieron de forma estupenda, si no hablábamos alemán, perfectamente nos informaban en inglés o francés, y siempre con amabilidad y una sonrisa), finalmente nos decidimos por las pistas de esquí nórdico de Bischofswiesen-Göstchen, cuya particularidad radica en la tranquilidad de su entorno y que es un complejo con diferentes senderos (algunos se internan en los bosques, lo cual es una absoluta maravilla) aptos para familias y principiantes.




El alquiler de los equipos que se compone de los esquíes y unas botas nos costó tan sólo 9 euros por una jornada completa (desde las 9 de la mañana hasta las 4 de la tarde), y puedes dejar el automóvil aparcado a escasos metros de la recepción: algunas personas, familias enteras, incluso llegan esquiando hasta sus automóviles! Todos los senderos se encuentran perfectamente señalizados y dependiendo del grado de dificultad será el color elegido para el mismo.


La modalidad de esquí nórdico, en su versión más simple puede ser practicado por cualquiera, inclusive sin contar con experiencia previa. Obviamente se necesita cierto estado físico, porque créanme que el esfuerzo realizado con las piernas es muy intenso, pero tendremos diversión garantizada y la posibilidad de observar éstos maravillosos paisajes.


Tal vez el lago más famoso de la región sea el Königssee, por su majestuosa y cristalina belleza, sus inolvidables entornos y porque posee un muy buen sistema de botes eléctricos (sin ruido ni contaminación), que realizan excursiones desde el muelle del pueblo de Königssee hacia el 'Monasterio de San Bartolomé', cuyas cúpulas rojas constituyen la postal más famosa de la región.
También es posible realizar excursiones hacia el 'Lago Obersee', principal afluente del Königsee, y hacia el cable-carril que nos acerca al 'Monte Jenner', donde observaremos una de las mejores vistas panorámicas de los entornos, practicar senderismo, observar aves y otros animales autóctonos, almorzar en su restaurante base y/o practicar esquí.

Lamentablemente el día que visitamos el Lago Königsee, y luego de recorrer algunos senderos, nos tocó una fuerte tormenta de nieve, lo que impidiera tomar algunos de éstos botes para observar las cadenas montañosas desde cerca. No importa, todo tiene un porqué: es tanta la belleza de ésta región y las posibilidades que ofrecen, que indudablemente debo regresar en primavera, verano... y otoño: puedo imaginarme éste deslumbrabte entorno y la posibilidad de presenciar el milagro que se produce con cada cambio de estación!
Nos encontrábamos en plena temporada navideña, todos los pueblos que atravesamos, se encontraban decorados al estilo alemán, con sus mercados y tradiciones que se remontan a varios siglos. Fiestas y costumbres coloridas que acompañan cada actividad humana a lo largo de todo el año, pero que tal vez en ésas fechas, encuentren su mejor razón de ser.


Una vez más, la magia se nos presentaba!






Quelques Notes: estimados amigos, deseo especialmente (si uds me lo permiten), dedicar éste reportaje como un pequeño homenaje a mi amigo 'virtual', don Luis Gispert. Éste poeta de Segorbe (Castellón, España) lleva adelante uno de los blogs que más me gustan, quiero, sigo y que me inspira constantemente. Su espacio se llama 'Un soñador por las cumbres', los invito a descubrir y disfrutar como yo lo hago, en el cual podremos leer estrofas como las que engalanan ésta presentación u otras como la siguiente:
"La belleza siempre está en el interior. Adéntrate en el bosque, y en cualquiera de sus rincones, de sus parajes, la encontrarás. Puede que se manifieste en un fruto, en el aroma de una planta, en la geometría de un ramaje, en el beso de la luz resbalando por la arboleda, en el color del suelo, en una aislada cascada con el agua cayendo sobre las rocas, en el canto de un pajarillo, feliz en su natural auditorio, en una tierna florecilla, en sus colores, en su gracia..."
En fin, Luis nos habla de su comarca, del quehacer de la gente de campo, del placer de perderse entre senderos silenciosos, algunas veces sólo, otras en muy buena companía. En definitiva Luis nos recuerda a través de sus escritos y magníficas fotografías, las maravillas que podremos encontrar en nuestro entorno, y todo en un lenguaje que enaltece enormemente a nuestro querido idioma español.
Amigo Luis, espero que no te molestes que te escriba éstas palabras sin consultarte antes, pero sin dudas cuando recorrí ésas comarcas de Baviera pensé que seguramente a ti también te hubiera gustado estar allí y pensé que seguramente veríamos ésas montañas, ésos bosques, con la misma alma exaltada. En comunión.
¡Simplemente gracias amigo!

29 comentarios:

Luis G. dijo...

¡Qué sorpresa!, amigo Gus. Encontrar mi texto como preludio de tu entrada, donde los sueños revolotean por esas mágicas montañas de Baviera, con sus picos nevados, "sus valles encantados" y sus numerosos recursos naturales. Vamos, una maravilla!!!. Me apetece ir, y ahora más. Es dificil, claro, pero nunca imposible.

Eres un gran deportista, además de un gran viajero. Ese lago Königsee debe ser precioso en verano, todo verde, con el agua silueteando el terreno con sus trenzas de cristal.

Es la magia de un mundo distinto...

Y... ¡GRACIAS!, muchas gracias por dedicármelo. Gozo de alegría, amigo Gus. Claro que no me molesta, al revés, me llena de orgullo. Es todo un honor que me otorgas. Además, contigo he estado ahí, virtualmente. Pero..., puede que físicamente algún día llegue mi turno.

Recibe con notable alegría un fuerte abrazo,

Luis.

M.Eugenia dijo...

A veces la palabras se quedan incluso cortas ante la mágia de algunos lugares, y este dede luego es el caso.
Saludos

Alfonso. dijo...

Como viene siendo ya habitual, de nuevo has despertado mis recuerdos. Guardo en mi memoria estas mismas imágenes, pero en verano. (La primera de tus fotos, que identifico como el Monte Watzmann, es exactamente la vista que contemplaba desde la terraza de mi casa). Creo que será divertido si las subo a mi blog para comparar con las tuyas la diferencia entre verano/invierno. En todo caso, este Naturpark de Berchtesgaden, con el Königsee, es una de las más bonitas regiones de toda Europa. Felicidades por tu post. Un cordial saludo.

Mª Angeles y Jose dijo...

Que sorpresa!

ver las palabras de Luis en una entrada tuya con esos paisajes tan bonitos con los que nos haces disfrutar a menudo es toda una sinfonia de sensaciones.

Maravillosos.

besos

Abi E. dijo...

Hola Gus, Luis es mucho Luis en todos los sentidos. Buena gente.
Desde luego, la entrada de hoy es de primerisima categoria viendo esas montañas nevadas, esas pequeñas ciudades llenas de luces alegrando la navidad y el lago... viajar en ese bote tiene que ser una delicia para los sentidos.

Un fuerte abrazo

CARLOS dijo...

Un reportaje amplio y precioso, realmente es un lugar indiscriptible, un lugar maravilloso y de esos a los que deseas volver... gracias por regalarnoslo. Un saludos,

fosi dijo...

¡Que bonito ese watzmann!,maravilla de sitio,oye.
Buen detalle el de poner un texto de Luis.
Un abrazo.

icue dijo...

Como se ensancha el corazón al ver la grandiosidad de esa montañas, es todo un sigo del poder de Dios que ha creado tanta belleza.
Gracias por el buen rato que me haces pasar visitando tu blog
Un abrazo

GusPlanet dijo...

Ahhhhh Luis! sentido 'homenaje' amigo, a tú trabajo, tús palabras y porque como tú bien sabes, eres mi fuente de inspiración cotidiana. Y lo del idioma lo digo en serio: ojalá otros amigos se contagiaran y utilizaran todo el potencial, toda la riqueza de nuestro idioma. Más allá de los regionalismos ... Un fuerte abrazo, me alegro mucho que te complaciera. No el ego, sino el alma!

Ma.Eugenia: gracias por regresar al reportaje! (tú sabes a qué me refiero). Me hace también que ante la grandeza de ciertos paisajes, más vale contemplar y callar!.

GusPlanet dijo...

Hola Alfonso: exactamente se trata del Monte Watzmann! guardián celoso de la región y uno de los picos más altos de Alemania. Preciosa región, la cual debe ser una maravilla en cada estación del año. Volveré, me prometía mi mismo que debo volver allí!

Ma.Angeles, qué bueno que disfrutaras del reportaje con las palabras de Luis: como nuestro amigo exalta tanto las montañas, y de una manera tan poética, inmediatamente pensé en él cuando escribía mi entrada.

GusPlanet dijo...

Abi, otro amigo que 'compartimos' y creo que coincidirás conmigo que sus palabras e imágenes nos transportan a su comarca. Y en cuanto a ésos paisajes, espero que mis fotografías le rindan un poco de claridad, porque estar allí personalmente ha sido una de mis mejores experiencias viajeras!

Hola Carlos: gracias por tús amables palabras y Bienvenido al Gusplanet!

GusPlanet dijo...

Hey fosi! Me alegro que también te gustaran los textos de nuestro amigo Luis y como ya lo he dicho: una sitio soñado!

Hola icue: bueno, cualquiera que sea el dios que tú creas, personalmente siento que todas las montañas son sitios sagrados de nuestro Planeta, que pertenecen a todos y cada uno de nosotros. Gracias por tú visita y amabilidad!

Jan Puerta dijo...

Una gran entrada.
Coincido en definir la región como una de las mejores, globalmente hablando. El equilibrio entre la naturaleza y la mano del hombre mantiene intacta la sensación de sentirse uno el descubridor de sus rincones.
Solo la pude visitar en invierno, pero y durante cuatro día. Pero siempre pensé que pasaría muchos días descubriendo sus secretos.
Un abrazo

José Carlos DS dijo...

Impresionantes imágenes que casi me han dado frío al verlas, aquí han caído unos copos de nieve hoy, algo extraordinario que pasa en Málaga de año en año, me encantaría estar en medio de esos paisajes y caminar sin rumbo fijo simplemente disfrutando de la zona.

Saludos!!! ;)

Johnny dijo...

Esas lardeas tan escarpadas se muestran inflexibles ante la debilidad del hombre. Impresionante¡¡
Así que no sabes quien fue Moisés u que le paso a su cayado cundo se presento ante el faraón de Egipto que tenia esclavizado al pueblo judío. Bueno te se perdona por todas tus demás cualidades. Un abrazo

Carmen y Alfonso dijo...

Qué maravilloso reportaje de esos lugares impresionantes, menudas fotazaaas.Gracias por compartirlo.
Un abrazo.

Irredento Urbanita dijo...

En paraísos fríos como Baviera la nieve es fuente de vida e incluso el atractivo principal. La primera montaña asemeja un rostro acostado y de perfil.

Un abrazo

Valery

[Barcelona Daily Photo]

Bleid dijo...

Vaya recital de nieve que nos estas dando Gus... y cada entrada igual o mejor que la anterior
Veo que te gusta esta epoca y que disfrutas con la nieve ,asi que seguro que en breve nos traes otra entrega de esta saga
un abrazo

El Guisante Verde Project dijo...

Me encanta el invierno Gus, básicamente porque el frío asusta a gran cantidad de personas que se quedan en sus casas, y se puede disfrutar de la ciudad de otra forma. Si, la ciudad es en realidad un pequeño lugar en medio de las montañas, nevado, con olor a leña en el hogar, el silencio, y esa luz que solo existe en esta época... en fin, puedo cerrar los ojos y trasladarme!

Un abrazo, amigo, y disfrtua!

Roberto

Olga Ricci dijo...

Hermosas y sabias palabras las del amigo Luis que unidas a tus impactantes fotografías son realmente un canto a la naturaleza.
Me encantó la serie de imágenes y tu relato!
Saludos Gus!!!

vitor dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
vitor dijo...

Hola Gus.
No se que hice, pero borré el comentario.
Te Había escrito que no conocía la existencia de esos pueblos y paisajes tan bellos. Me doy cuenta que a lo largo de los años,siempre voy a los mismos lugares una y otra vez. Parezco un peregrino que necesita acudir una vez al año a las mismas montañas. Donde (como bien dice tu amigo Luis)"Sueño despierto"
Te doy mil gracias por abrirme los ojos. Y tomaré nota para cuando organice otro viaje a Alpes, conocer algo más que el valle de Chamonix.
Un abrazo.
Vitor

GusPlanet dijo...

Hola Jan: coincido totalmente con tús palabras. En éste tipo de paisajes uno se puede sentir como si fuera el primero en descubrirlo y tenemos tanto por hacer y ver allí, que seguro merita varias visitas... Ah, por cierto: Bienvenido al Gusplanet! y muchas gracias por tú comentario. Me ha gustado tú trabajo fotográfico, seguramente me tendrás siguiéndote por tú espacio.

GusPlanet dijo...

Hey José Carlos! Copos de nieve en Málaga? loco, loco mundo ... JE!
Sabes? éso de errar sin rumbo fijo es lo que hice en éstos paisajes (aunque una tarde montado sobre esquíes), te puedo asegurar que te olvidas del frío y sólo disfrutas estar en contacto con tanta inmensidad...

GusPlanet dijo...

Hola Johnny: sabía que te iba a sorprender mi comentario, pero no, la verdad que fuí 'bautizado' por el rito católico y luego nada más ... y como la verdad que las religiones no son mi tema, no he leído mucho sobre Moisés. Lo siento! (aunque vuelvo aclarar: separo lo que es mi intensa vida espiritual de lo que son las religiones, personalmente siento que nada tienen que ver una cosa con la otra ...)

GusPlanet dijo...

Hola amigos asturianos: muchísimas gracias por tanta amabilidad y sean uds Bienvenidos al Gusplanet! Si el tema de uds son el senderismo y las montañas, seguramente encontraremos muchos puntos en común.


Hola Valery: sabes? tienes razón con el tema de la nieve y las montañas, siento que cada vez que visito un sitio así, es como un 'milagro' que se produce y me siento totalmente en mi ambiente.
Un saludo pa' ti!

GusPlanet dijo...

Bleid: gracias por tús palabras y la verdad que ése viaje me ha resultado mil veces mejor que lo planeado. Claro, la 'magia blanca' se ha hecho presente todo el tiempo, como lo cuento en toda ésta serie. Ya sabes: no cambies de canal que tendremos más!


Roberto: gracias por 'dejarte' disfrutar conmigo de ésos paisajes, gracias por compartir tús ideas con nosotros y gracias siempre por tú amabilidad!

GusPlanet dijo...

Hola Olga: qué bueno que te encantara éste reportaje, espero que disfrutes tanto de las imágenes como yo en el momento de vivirlas y cada vez que las vuelvo a observar. Una y otra vez, no me canso de disfrutar en mis recuerdos de ésos paisajes impresionantes/impresionistas. Un beso grande!


Hey Vitor: sabes? siempre considero que la gran ventaja de vivir en Europa (bueno, una de las grandes ventajas) es tener al 'alcance de la mano' sitios como éste. En realidad toda la cadena de los Alpes me resultan una maravilla y seguramente tú podrás descubrirlo personalmente.
Sólo tienes que cruzar 'un poco más' tus propias fronteras y verás como la magia se aparece para ti.

Un saludo y gracias por tú visita!

Aventurer@ dijo...

Gus, como estoy disfrutando con estos post plenos de pueblos de gran belleza y nieve! Y me parece muy merecedor que dediques este pequeño homenaje a Luis, el gran maestro y poeta de la naturaleza. Muy buen detalle por tu parte. Y tu eres un buen discípulo!
Un abrazo.